jueves, 1 de agosto de 2013

La alsaciana (Cantables)



LA ALSACIANA



Zarzuela en un acto y dos cuadros.

Libreto: José Ramos Martín.

 Música: Jacinto Guerrero.

 Estrenada el 12 de Noviembre de 1921en el teatro Tívoli de Barcelona.



 ARGUMENTO



La acción de la obra, se sitúa en una aldea de la región francesa de Alsacia, durante el imperio de Napoleón I.
El trajín de la aldea y su paz es alterada por la llegada de un escuadrón de granaderos, del ejercito de Napoleón, que acampan en la plaza, y son alojados sus soldados y oficiales en las casas del pueblo. En la aldea vive Frandinet, que se dice desterrado y noble de París, el cual se enamora de Margot, joven alsaciana, a quien ofrece palabra de casamiento y los honores y nobleza de su rango. Margot, joven sencilla, no acepta en principio su amor ni los honores y los halagos del París, que Frandinet la ofrece, contestándole con entereza en un dúo del primer cuadro.
El abuelo de Margot, pide a Frandinet, que intervenga para que no la obliguen a tener alojados en su casa a los soldados, y éste lo ofrece diciendo que tiene a amistad con el Mariscal. Más tal promesa no es cierta, y le asignan como alojados al Mariscal y a los tenientes de su escolta, quedando al descubierto Frandinet.
Apenas alojados, los oficiales hacen el amor a las mozas y el capitán a Margot. El pueblo ofrece su homenaje a la oficialidad, y se queda nuevamente desairado Frandinet al insinuarse que no conoce a la oficialidad, ni esta desterrado. Al comenzar el cuadro segundo, hay una escena cómica, en la que Frandinet ha preparado una serenata a Margot, encontrándose con que quien duerme en el cuarto que aquella ocupara es el Mariscal.
El Mariscal pregunta al abuelo de Margot su temor por la tropa, y éste le explica que su nieta es el fruto de un amor frustrado que su hija tubo con un teniente herido, que alojaron y cuidaron en su casa, muriendo ella en su abandono, lo que ignora Margot. Al oír tal relato del abuelo de Margot, el Mariscal ordena la marcha de las tropas, y entrega a Margot una medalla en recuerdo, prohibiendo al capitán que la corteje. Este, al despedirse, pide a Margot que la espere, que volverá para consagrar su amor.



Personajes:

Margot: Bella aldeana.
 
Flora: Abuela de Margot.
 
Capitán: Enamorado de Margot.
 
Frandinet: Barón ficticio.
 
Fritz: Abuelo de Margot.
 
Mariscal: Que resulta ser padre de Margot.


___________



Números musicales:

 ¡Marchad labriegos a la campiña!... “Duerme, duerme corderito”: (Margot, Coro)
La mujer que se case conmigo… ¡Viva mi Alsacia!”: (Margot, Frandinet)
Ahí tenéis al soldado más valeroso… Ese soy yo, un capitán…Miradme alsacianas cubierto de polvo: (Capitán, Militares, Aldeanas)
Eres alsaciana tu, la bella flor: (Margot, Capitán, Tenientes)
Jóvenes y viejos: (Margot, Coro)
A ver como redobláis… Si no me quieres oír lo que aquí vengo a cantarte: (Frandinet, Tambores)
Acude al reclamo de tu capitán: (Margot, Capitán)


___________



ACTO UNICO

CUADRO PRIMERO

La acción en una aldea alsaciana, durante el Imperio de Napoleón I. Es de día en el campo alsaciano. Sentada frente a su casa está la anciana Flora cosiendo. De lejos se oyen los cantos de los labriegos.

¡Marchad labriegos a la campiña!... “Duerme, duerme corderito”: (Margot, Coro)

CORO
(Dentro)
Marchad, labriegos, a la campiña,
marchemos todos a trabajar,
la Madre Tierra, con dulces frutos,
nuestros esfuerzos ha de pagar.
La paz del campo nos llama a todos
para entregarnos su dulce don,
el sol radiante, desde los cielos,
manda a la tierra su bendición.
Marchemos todos,
vamos allá,
lo que hoy es verde espiga,
mañana será pan.

Margot, una linda aldeana, nieta de Flora, trae alegre un corderillo.

MARGOT
Duerme, duerme, corderito,
duerme, duerme en mi regazo,
ten el calor de mis besos,
ten el calor de mis brazos...
Corderito mío,
corderito blanco...
He de ponerte una cinta,
y con ella te haré un lazo,
un lazo de color vivo,
verde, azul y colorado.
Te pondré una campanilla
que se mueva con tus pasos,
y suene cuando te lleve
a que pastes en los prados.
Corderito mío,
corderito blanco...
duerme, duerme, corderito,
duerme, duerme en mi regazo.
Corderito mío,
corderito blanco...

CORO
(Dentro)
Marchad, labriegos, a la campiña,
marchemos todos a trabajar,
la Madre Tierra, con dulces frutos,
nuestros esfuerzos ha de pagar.
Marchemos todos,
vamos allá,
lo que hoy es verde espiga,
mañana será pan.

Se escuchan redobles de tambores y cornetas, que acompañan un desfile de granaderos, que viene a pasar la noche en la aldea. Margot lo ve entusiasmada mientras su abuela se esconde asustada. Aparece el señor Frandinet, supuesto noble de unos cuarenta años que habita la aldea cumpliendo destierro y pretende el amor de Margot.


___________



La mujer que se case conmigo… ¡Viva mi Alsacia!”: (Margot, Frandinet)

FRANDINET
La mujer que se case conmigo,
mucho ha de brillar.
En salones y fiestas mundanas
la he de presentar.
(Cogiendo la mano a Margot.)
Así, así, así,
de mi mano cogidita,
por gentil y por bonita,
será asombro de París.

MARGOT
(Soltándose de la mano)
Vuestra esposa será muy dichosa
con vos en París;
mas su suerte no iguala a la mía,
porque mi alegría
es estar aquí.

FRANDINET
No me explico la razón...

MARGOT
Oíd lo que dice la canción.
Viva mi Alsacia.
De Alsacia soy.
Que a otras tierras no me lleven,
porque no voy,
porque no voy.
En la paz de mis campos
libre respiro;
en mi pobre cabaña
contenta vivo.
No ambiciono otra gloria,
no quiero honores;
mi campiña y mi casa
son mis amores.
Lejos de aquí nada busco,
lejos de aquí nada quiero;
no hay más tierra que mi Alsacia,
no hay más sol que el de mi cielo.
En mi Alsacia yo he nacido,
y en mi Alsacia moriré:
que me cubra cuando muera,
la tierra que yo pisé...

MARGOT y FRANDINET
En mi Alsacia yo he nacido,
y en mi Alsacia moriré

MARGOT
que me cubra cuando muera,
la tierra que yo pisé...
Viva mi Alsacia,
de Alsacia soy.
Que a otras tierras no me lleven,
porque no voy,
porque no voy.

Aparece Fritz, abuelo de Margot, quien temeroso de que se pueda hospedar algún soldado en su casa, pide a Frandiquet que dada su supuesta influencia haga la solicitud ante el Mariscal. Sin embargo, no al poco de volver Frandinet, que en realidad no ha hecho nada, alardeando de su gestión ante el Mariscal, entra el alcalde que comunica a Fritz que en su casa se hospedarán el Mariscal y tres tenientes. Unas aldeanas que han contemplado la escena hablan con los militares.


___________



Ahí tenéis al soldado más valeroso… Ese soy yo, un capitán…Miradme alsacianas cubierto de polvo: (Capitán, Militares, Aldeanas)

MILITARES
Ahí tenéis al soldado más valeroso.
Al que pelea siempre con más afán,
invencible en las guerras y en los amores.
Os presento, chiquillas, al Capitán.

ALDEANAS
Ese es, pues el soldado más valeroso,
el que pelea siempre con más afán,
invencible en las guerras y en los amores.
Guarde Dios muchos años al Capitán.

Sale el Capitán, personaje de figura arrogante y distinguida de unos treinta y tantos años.

CAPITAN
Ese soy yo:
un Capitán,
que en salir siempre victorioso
cifra su iludión.
(A las aldeanas.)
Miradme, alsacianas, cubierto de polvo,
porque la jornada fatigosa fue:
cruzando caminos vine con mis tropas,
y tal vez mañana con ellas me iré.
Yo marcho a la guerra, yo
marcho animoso,
porque en la pelea yo cifro mi afán;
mas no os cause espanto mi aspecto
guerrero,
que también de amores sabe el Capitán.

ALDEANAS
Sabe el Capitán

CAPITAN
Capitán, Capitán,
que vas a combatir,
sin el bendito Amor,
¿qué sería de ti?...
Amor, bello ideal,
encantadora luz,
fantástica ilusión
de eterna juventud.
Yo sé morir por ti,
por ti yo se matar,
porque eres siempre Amor,
Amor
el más bello ideal.
Mujer, dulce beldad,
mujer, hermosa flor,
ven a encender en mí
la luz de la ilusión.

ALDEANAS
Capitán, por favor, Capitán.

CAPITAN
Capitán, muy galán, Capitán.
Tu amor me hace soñar
las mieles de un edén;
por él quiero vivir;
en él pongo mi fe.

Al entrar el Mariscal, todos hacen elogios de la belleza de las alsacianas, aunque quedan completamente deslumbrados cuando aparece Margot.
El Capitán es quien se dirige a ella con más pasión.


___________



Eres alsaciana tu, la bella flor: (Margot, Capitán, Tenientes)

CAPITAN
Eres alsaciana,
tú, la bella flor;
un trono merece
tu dulce candor.
Merece ser reina,
reina de Amor,
la que en el fuego del mirar
lleva la luz de la pasión.

TENIENTES
Eres alsaciana,
tú, la bella flor;
un trono merece
tu dulce candor.
Merece ser reina,
reina de Amor,
la que en el fuego del mirar
lleva la luz de la pasión.

MARGOT
No merezco un premio tal,
no merezco tal honor,
porque el trono que ambiciono
sólo es un corazón.
Yo tan sólo he de reinar
en el pecho de mi amor.
Reina siempre, si me quiere
como yo.

CAPITAN
Por el Amor
a ser Rey llegó el pastor...
Por el Amor
es esclavo el gran señor...
Por tu querer
mil locuras voy yo a hacer,
que tú serás
la que por tu beldad reinarás.

TENIENTES
Por el Amor
a ser Rey llegó el pastor...
Por el Amor
es esclavo el gran señor...

MARGOT
Por mi querer
mil locuras van a hacer

MARGOT, CAPITAN y TENIENTES
Que tu serás
la que por tu beldad reinarás.
Reinarás, reinarás, reinarás, reinarás.

Frandinet, junto con un grupo de aldeanos hablan con el Mariscal para decirles que el pueblo quiere homenajear a las tropas. Mientras, el Capitán ha concertado una cita con Margot que esta le confirmará dejando caer una flor a su vera.


___________



Jóvenes y viejos: (Margot, Coro)

CORO
Jóvenes y viejos,
hombres y mujeres
a los militares
quieren saludar,
y como homenaje,
frutos de la tierra
a las bravas tropas
quieren entregar.

(Margot, lujosamente ataviada, aparece con su abuelo llevando un ramo de flores. Les siguen varias aldeanas)

Aquí os traemos
la flor más bella,
la flor más pura
de nuestra aldea.
En sus labios inocentes:
que se aprestan a besar
recibid el homenaje
de todos los aldeanos.

(Margot besa en la frente al Mariscal y al entregarle el ramo de flores deja caer una que recoge el Capitán.)

MARGOT
(A su abuelo)
Dejadme, por favor,
que acompañar sus cantos
con mi canto voy yo.

(Se adelanta Margot y canta mientras bailan las mozas.)

Baila, alsaciana, gentil
baila llevando el compás,
que cuando bailas así,
gustas más a tu galán.
Son tus labios, bella flor,
donde Amor liba su miel,
no cese tu baile ya,
alsaciana, muévete.
Baila, moza,
que tu galán te mira,
y al mirarte,
loco de amor suspira, suspira.
Baila, moza,
no dejes de bailar
que para animar tu danza
yo no ceso de cantar.

TODOS
Baila, alsaciana, gentil
baila llevando el compás,
que cuando bailas así,
gustas más a tu galán.
Baila, moza,
que tu galán te mira,
y al mirarte,
loco de amor suspira, suspira.
Baila, moza,
no dejes de bailar
que para animar tu danza
yo no ceso de cantar.


___________



SEGUNDO CUADRO

Plaza en la aldea, Frandinet junto a unos soldados a los que ha engañado se dispone a cantar una serenata a Margot.

A ver como redobláis… Si no me quieres oír lo que aquí vengo a cantarte: (Frandinet, Tambores)

FRANDINET
A ver cómo redobláis,
a ver cómo acompañáis
mi canción apasionada...

TAMBORES
¡A ver cómo nos pagáis,
ya que así nos despertáis
cerca de la madrugada!

FRANDINET
¡Chitón!
¡A callar!
¡Atención,
y a redoblar...

(Acercándose a la ventana.)

Si no me quieres oír
lo que aquí vengo a cantarte,
me voy a tener que ir,
con la música a otra parte.
Lucero de la mañana,
asómate a la ventana,
si te de la gana,
que yo estoy aquí...
¡Ay, sí!...

TAMBORES
Asómate ya,
divina Margot,
porque ya está aquí.

FRANDINET
¡Ay sí!
¡Ven, que aquí estoy yo!...

TAMBORES
Aquí está porque te quiere;
aquí está loco perdido.

FRANDINET
Aquí estoy porque te adoro,
y aquí estoy porque he venido.
Si no me quieres oír
lo que aquí vengo a cantarte,
me voy a tener que ir,
con la música a otra parte.
Escucha, luz matutina;
no duermas, niña divina,
de tez nacarina,
que te canto yo...
¡Ay, no!..

TAMBORES
Despiértate ya,
que te canta a ti,
porque te esperó...

FRANDINET
¡Ay, no!...
Ven, que estoy yo aquí.

TAMBORES
Con los parches bien templados
viene a darte serenata...

FRANDINET
¡Ahora a ver si tu nos echas
con las cajas destempladas!

FRANDINET y TAMBORES
Aquí estoy/está porque te quiere;
aquí estoy/está loco perdido,
aquí estoy/está porque te adoro,
aquí estoy/está porque he venido.

Creyendo Frandinet que está cantando a Margot se acerca a la ventana, asomándose el Mariscal, que es quien duerme allí. Al momento aparece el Capitán, también con deseos de cantar a Margot, pero conocedor de que Fritz vigila a su nieta recibe la colaboración del Mariscal para distraerle.


___________



Acude al reclamo de tu capitán: (Margot, Capitán)

CAPITAN
Acude el reclamo
de tu Capitán...

(Se asoma Margot.)

Oye, gentil alsaciana,
la de negrísimo pelo,
son tus labios como grana,
son tus ojos luz del cielo.
Amor florece en tu boca,
boca de claveles rojos,
se encienden las ilusiones
al resplandor de tus ojos.

MARGOT
Guarde el señor caballero
su cortesía galana,
que no es elogio sincero
de esta gentil alsaciana.

CAPITAN
Ven aquí,
no te apartes, ingrata de mí.
Por favor,
no me niegue tu pecho el amor.

MARGOT
Capitán, Capitán,
que vas a combatir
sin el bendito amor
¿qué sería de ti?
Amor, bendito amor,
encantadora luz,
fantástica ilusión
de eterna juventud.

CAPITAN
Rendido ya quedé,
esclavo soy de amor; no quiero libertad,
si libre he de perder
la más bella ilusión, la más bella ansiedad,
que tu belleza fue
para mis ojos un dulce y suave imán,
si amor no conquisté,
amor, no quiero vivir ya.

MARGOT
Rendido ya quedó,
esclavo del amor; no quiere libertad,
si libre ha de perder
la más bella ilusión, la más bella ansiedad;
que mi belleza fue
para tus ojos un dulce y suave imán;
si amor no conquistó,
amor, no quiere vivir ya.

CAPITAN
Ven aquí,
no te apartes, ingrata de mí.

MARGOT
Capitán,
yo no puedo atender vuestro afán.

CAPITAN
Alsaciana, alsaciana

MARGOT
Capitán

CAPITAN
ven a mi, ven Margot.

MARGOT
Capitán, Capitán.

CAPITAN
Ven cerca de mi
divina Margot.

MARGOT
Siempre desconfío del amor
es un atrevido engañador.

CAPITAN
A mi lado ven,
que te mire yo,
con dulce pasión.

MARGOT y CAPITAN
Rendido ya quedo/é;
esclavo soy/es de amor; no quiero/e libertad
si libre ha de perder
la más bella ilusión, la más bella ansiedad,
que tu belleza fue
para mis ojos un dulce y suave imán,
si amor no conquisté,
amor, no quiero vivir ya.
Yo/El prisionero voy/va a ser
que amor su flecha nos lanzó
gustoso doy/da su libertad
si mis/sus cadenas son de amor.

Fritz cuenta al Mariscal que Margot es hija de un teniente que estuvo hospedado en su casa y del que no se volvieron a tener noticias. El Mariscal se reconoce como ese teniente, y avergonzado ordena que inmediatamente marchen las tropas y al Capitán que no vuelva a ver a Margot. Sin embargo, antes de partir, los dos enamorados se prometerán amor y un próximo encuentro.





FIN


Información obtenida en la Página Web http://lazarzuela.webcindario.com/

No hay comentarios:

Publicar un comentario